Saltar al contenido

Mi Cuaderno de Notas: Curso de Maquillaje – 7

16 de agosto de 2021

En éste momento del curso empezamos ya con las diferentes etapas por las que ha ido pasando el maquillaje. Queréis ver como ha ido evolucionando? Pues hoy empezamos por 1910 !

1910 – Un poco de historia…

Hacia 1910 el maquillaje estaba ya bastante extendido y se llevaba de una manera muy natural.

Se usaban polvos de Helena Rubinstein para quitar la artificialidad de los rostros blancos de épocas anteriores. Además, se abre un nuevo salón de belleza de Elizabeth Arden, rival de Helena Rubinstein. Las dos firmas rivalizaban por sacar nuevos productos al mercado y someter a las damas de la alta sociedad a tratamientos faciales periódicos.

Durante la guerra, como el maquillaje estaba fuera de lugar, se limitaban a utilizar un poco de rojo en los labios y un toque de vaselina brillante en los párpados. El cabello se peinaba con ondas y raya. La imagen que se quería dar era la de una mujer dispuesta a cualquier sacrificio igual que sus esposos lo hacían en el frente.

Cuando la guerra acabó, el prototipo de mujer cambió y todas querían parecer peligrosas y enigmáticas.

Llevaban el pelo corto como los chicos, los párpados oscuros, khol para enmarcar más la mirada y los labios de rojo intenso dibujados en boca de piñón.

Maquillaje

La ceja se dibujaba recta, estrechita, cayendo hacia el final. Muy negra. Para ello, tapamos la nuestra con cera y pintamos la otra por encima. Para mi fue lo mas complicado !

El párpado móvil se maquilla con lápiz marrón, dibujando como un triángulo. Para reforzar, aplicamos sombra en polvo, difuminando el borde.

Sobre el triángulo anterior dibujamos otro triángulo más pequeño en negro con agua color, difuminando el borde. Reforzamos con sombra negra. La transición entre ambos triángulos la reforzamos con sombra marrón.

Delineamos la línea inferior de las pestañas doblemente. Aplicamos una linea gruesa con el tono de transición anterior y una fina linea negra que unimos con la linea superior. Se refuerza con sombra. La linea interior se maquilla también en negro.

Buscaban una tez de porcelana que conseguimos aplicando una base de 1 o 2 tonos más claros del color real de la piel. No se hacen correcciones ni claras ni oscuras. Matificamos con polvos claros.

Máscara de pestañas arriba y abajo, abundante.

El colorete, en forma de círculo, tipo rubor. Lo aplicaban muy cerca de los ojos, en la parte alta del pómulo, y en tono marrón, dando un toque rosa en el centro del círculo.

La boca se dibujaba pequeña con colores oscuros, siendo el granate el más característico. Labios redondeados en su parte superior, siendo finos en el inferior.

Pues ya estaría terminado! Unos complementos…. y…

Espero que os haya gustado!

Un besote !

Marta 😉

Configuración