Saltar al contenido

Invisalign: Etapa De Refinamiento (II)

13 de marzo de 2016

Llevaba la férula 38 cuando acudí a la Clínica Isidro y Márquez a mi revisión mensual. Buf! La 38 de 40! Veía que se acercaba el final del tratamiento y estaba feliz como una perdiz!
Ese día, y para mi sorpresa, me quitó los ataches y el ganchito para la goma. Madre mía, volvía a tener los dientes lisos! Creo que estuve pasando la lengua por encima toda la tarde!
En la siguiente visita, me tomaría medidas de nuevo y encargarían las férulas de refinamiento.

Antes de llegar al refinamiento, volvamos un poco la vista atrás…

Desde que empecé el tratamiento, mis dientes han ido moviéndose poco a poco según lo esperado. El tratamiento ha incluido ataches, una goma elástica y stripping dental. Es decir, las férulas se complementan con topes de composite que facilitan su agarre, gomas elásticas para mover la mandíbula y el limado de algunas piezas para conseguir más espacio.
Los ataches, bien, se notan ligeramente porque realmente es un bultito de masilla sobre el diente. En mi caso, como me los pusieron en piezas laterales, a primera vista no se notaban. Depende de donde los tengáis que llevar, si es en los dientes frontales se verán irremediablemente. Son del mismo color que tu diente, pero lo dicho, es un «bultito».
La goma sólo la utilizaba por la noche. Algunos días si que me la ponía también por la mañana, por eso de utilizarla más tiempo y mejorar los resultados. Va enganchada a dos botones, que es lo que relemnete se nota más, pero igual que con los ataches, depende de donde la tengáis que llevar.
En cuanto al stripping, me lo hicieron en varias piezas. Parece algo doloroso, o al menos yo tenía esa impresión, pero no te enteras. Es una lima tan sumamente fina que cabe entre los dientes. Simplemente es moverla para limar ligeramente, ampliar el hueco disponible y que los dientes puedan moverse mejor.
Alguna de las veces me limaron con el típico torno, que sólo su ruido me da una cosa… No duele, es ese ruido… que no lo aguanto! jajaja! Creo que es lo que siempre me ha dado pánico de ir al dentista, escuchar ese sonido…

La verdad, hasta ahora todo está yendo muy bien. Tengo  amigos que todavía no se han dado cuenta de que lo llevo puesto… A ver, es casi invisible, pero brilla un poco… deben estar cegatos!  😛
En la férula 38 me quitaron todos los ataches y los botones de la goma. La forma de quitarlos, limando el composite. Sí, mi amigo el torno de nuevo! Creo que esa parte fue la más desagradable para mí. Se mezcló con la alegría de verme sin los ataches… pero ese ruido de la lima… es que no puedo con él!
Pero bueno, el caso es que ya tenía los dientes sin ninguna masilla, volvían a estar lisos, me los veía casi perfectos y creía que el final del tratamiento se acercaba…
Así que allí estaba yo, con mi férula 39, dispuesta a que me hicieran el molde para las férulas de refinamiento. Y es que después de utilizar las férulas del tratamiento en sí, viene la fase de refinamiento, donde se terminan de perfeccionar movimientos y se retocan algunas piezas rebeldes.
De nuevo fotos, medidas y moldes.
En un par de semanas llegaron las férulas, por lo que fui de nuevo a consulta. Cuando vi que empezaban a ponerme masilla otra vez en los dientes… reconozco que me dio un poco de bajón… 

Ahora que estaban tan lisitos, otra vez había que poner ataches! Y no sólo eso, mi etapa de refinamiento incluye 23 férulas más. Yo, que en mi mundo feliz pensaba que sería 4 o 5… y de repente me encuentro con que son 23!!!
A ver, cuando empecé el tratamiento me dijeron que duraría aproximadamente 3 años. Justo este mes se cumplen 2 años desde que empecé, así que no sé de que me asusto, es lo que me dijeron al principio.

Pero no sé, supongo que ya te vas viendo los dientes super bien y crees que se acaba en nada…
En fin, es lo que hay. Mientras escribo estas líneas llevo puesta la férula 2 de las famosas 23. En 5 días vuelvo a consulta y me van a poner la goma de nuevo. Todo sea por unos dientes perfectos!!!
Lo que sí he notado es que estas férulas de refinamiento me están dando más guerra. Noto como si me estuvieran moviendo todos los dientes a la vez, mientras que las del tratamiento iban moviendo sólo unas piezas, después otras y así sucesivamente.
Por eso, ahora tengo más molestias. Cada vez que me pongo una férula me duele los dientes durante varios días. Además, noto como se están moviendo hacia atrás, y la presión se siente…
Resumiendo, todavía queda tratamiento, pero estoy muy contenta con como está yendo. Sí, duele, pero se están moviendo los dientes, es normal.
Continuará!

Qué os parece el tratamiento Invisalign ?
Lo lleváis alguna ?

Configuración